Lo que sufre alguien que no es fanático del béisbol en Venezuela

headerbeisbol

– No entender, al llegar a la oficina, esas burlas que se hacen entre los compañeros mencionando tablas y arepas.

– Tener que apoyar otros deportes en donde Venezuela no es relevante.

– No saber quiénes serán las estrellas de reggaeton en el futuro.

– Que nadie quiera ir a ver esa película nueva en el cine porque hay juego.

– Ir a tomar a algún sitio con televisor y ser ignorado por sus amigos.

– Quedar como un maleducado cuando un extraño hace conversación casual sobre el béisbol.

– Perder la oportunidad de verle las tetas a las periodistas deportivas mientras “ve los resultados de los juegos”.

– No podrá humillar a tus amigo seguidor de los tiburones de la Guaira.

– No tener una excusa para alejarse un rato de su pareja para a ir a beber al estadio.

– No poder esconder la calvicie detrás de una gorra de su equipo.